Martes, 10 Octubre 2017 00:00

Batalla por los votos de afiliados a UCR porteña

Escrito por  ---
Valora este artículo
(1 Voto)

La lista que encabeza Elisa Carrió en la Ciudad de Buenos Aires personalizará conquista de sufragios hacia el padrón del radicalismo. Otro sector clave, la tercera edad para superar 50% de las PASO.

 

La marca electoral "Vamos Juntos" (Cambiemos ligth para la Capital Federal) se propone, en el último tramo de la campaña, conquistar votos del radicalismo. Es que, en el distrito, formalmente la UCR Capital anima la postulación de Martín Lousteau, pero a nivel nacional los radicales integran Cambiemos, una ecuación complicada que a nivel local el oficialismo intentará modificar. Para eso apelará al padrón de afiliados y por todos los medios posibles les pedirá el voto, especialmente buscará la firma de radicales que sí apoyan la lista que encabeza Elisa Carrió, como Facundo Suárez Lastra que integra la boleta de candidatos a diputados nacionales o la de Luis Brandoni, por ejemplo.

La estrategia es un llamado a través de las redes sociales, y también vía correo electrónico, pero en la medida que puedan, será un contacto personalizado con los afiliados.

Se profundiza así la confrontación entre la lista "Vamos Juntos" y el sello Evolución que lleva al exministro de Economía como primer candidato a diputado nacional. Lousteau quedó tercero en las PASO, lo aventajó el kirchnerismo con unos ocho puntos, pero Carrió superó todas las previsiones con el 50%. Ahora el oficialismo apuesta conseguir una diferencia que le sume una banca más en el Congreso y en la Legislatura porteña. Sería, para la categoría Diputados nacionales, ingresar ocho candidatos, justo donde la octava postulante, Joanna Picetti, mantiene un conflicto con la lista a partir de ser señalada por denuncias de orden familiar al punto que la propia Carrió se manifestó asegurando que no la dejarían asumir si accediera al escaño. Ahora, el oficialismo intenta bajarle el tono a ese enredo.

Por otra parte, en el último tramo de la campaña electoral hacia las elecciones del próximo 22, las actividades que protagonizan principalmente Carrió y el jefe de Gobierno, Horacio Rodríguez Larreta, se concentrarán en llamado eje centro de la Ciudad de Buenos Aires, es decir, el eje de la avenida Rivadavia que hegemoniza la clase media porteña. También en esa geografía apuntará a disputarle votos a Lousteau.

Concurrencia

En esa dirección el jefe de Gobierno y el candidato Andy Freire salieron de timbreo por el barrio de Flores. Desde esa recorrida Rodríguez Larreta destacó el "entusiasmo de los vecinos siempre trayéndonos sugerencias, pedidos, reclamos, ideas para mejorar la Ciudad".

Dijo además que estaba "seguro de que para la elección, por ahí hay gente que en la PASO no nos acompañó, pero que coincide con nosotros en que tenemos que terminar con la impunidad de la corrupción".

Por su parte, Freire valoró que "el apoyo de la gente es impresionante" y "las ganas de que este cambio se siga profundizando".

En otro sentido, el macrismo intenta que la concurrencia a los comicios sea más grande que en las pasadas Primarias. En la porción de faltantes, aseguran, está el voto de los mayores que históricamente adhirió al PRO . Por eso, durante el fin de semana el propio Rodríguez Larreta señaló que "hay que ir a votar para que podamos ratificar el rumbo que iniciamos en la Argentina. Tenemos que superar el nivel de participación que hubo en las PASO. Nos fue bien, pero nos puede ir mejor. Estas elecciones son una oportunidad para dejar atrás el pasado". Reforzarán con la intención de aumentar la concurrencia, con visitas a centros de jubilados entre otras tareas.

También, el jefe de Gobierno se refirió a que "es importante que sumemos más legisladores. Recordemos que estuvimos a sólo 15 votos en el Congreso de lograr que Julio De Vido sea destituido como diputado en función de las acusaciones que pesan en su contra. Por eso digo que cada voto cuenta y es importante".

Mayoría propia

De acuerdo a los sondeos que manejan en Cambiemos, Carrió ya superaría la marca de las PASO y de ese modo, sin dificultades, el oficialismo podría renovar los quince legisladores que dejan sus bancas en la Legislatura porteña del interbloque que conduce Francisco Quintana y posiblemente sumar otro asegurándose la mayoría propia que por primera vez tiene el PRO, ya que no lo consiguió durante los ocho años de gestión de Mauricio Macri al frente de la Ciudad de Buenos Aires. En Cambiemos, aseguran que el aumento de simpatías hacia la lista que encabeza Carrió, le estaría restando adhesiones a la lista de Lousteau. El resto lo disputan el kirchnerismo, agrupaciones de la izquierda y la lista del massismo que podría lograr una banca en la Legislatura local.

 

Visto 187 veces

Fundado el 4 de agosto de 2003

<

Top
We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…