Miércoles, 20 Diciembre 2017 00:00

Luego del conato prerrevolucionario, Macri comprendió que es presidente gracias a Cambiemos

Escrito por 
Valora este artículo
(6 votos)

Martes 12 de diciembre: Plenario de Comisiones de Diputados aprueba el tratamiento de la necesaria reforma previsional con los votos de los diputados nacionales de Cambiemos.

 

El Reglamento de la Cámara indica que a los siete (7) días del dictamen de Comisiones, el temario se encuentra habilitado a tratarse en el recinto en sesión ordinaria.

Los “minions” sub 40 le aconsejan al presidente que correspondería tratarse el 20 de diciembre, fecha nefasta en la historia argentina; que debe apurar el tratamiento en sesión especial a pesar de contar con el dictamen favorable de las comisiones de estudio sobre la ley respectiva. Que el jueves 14 será la fecha para “apurar” el trámite parlamentario y que se sacará el problema de encima.

Obtusos en la política, vuelven a equivocarse al provocar cantos de sirena del “vamos por todo amarillo” al presidente de todos los argentinos.

El gobierno necesita cumplir con el “pacto fiscal” con las provincias, muy especialmente con su estrella que mantiene su imagen positiva, María Eugenia Vidal, quien mucho ha realizado en sólo dos años del actualizar el Fondo de Conurbano Bonaerense.

Triunfan los funcionarios imberbes y la soberbia convence al Presidente Macri que en 48 hrs. lograrán aprobar la mentada ley.

Se convoca a sesión extraordinaria y el fracaso es rotundo. Caos en las calles que facilita el accionarias trostko-kirchnerista de elementos marginales que se unen para debilitar un gobierno convalidado por el 40% de los argentinos el 22 de octubre pasado.

Derraman en las caóticas calles de la ciudad de Buenos Aires el logro de Cambiemos en todo el país.

Perón, con más sabiduría, el 1 de mayo de 1974, echó de la plaza de Mayo a los montoneros tildándolos de “imberbes”. Macri aún cree en ellos.

Aún no han comprendido la “comunicación social” y sólo la personifican en Marcos Peña o en el propio presidente, al que desgastan como efecto indeseado.

Fracasan frente a un peronismo fracturado al que logran unirlo tangencialmente.

El caos domina la ciudad y vence la legalidad parlamentaria.

Fin de semana álgido si los hubo en dos años de gobierno macrista. Mario Negri y Elisa Carrió logran frenar el Decreto de Necesidad y Urgencia (D.N.U.) al que sólo le restaba la firma presidencial.

El “kirchnerismo de buenos modales” con rubios de ojos claros había sido superado por los políticos de raza al derrotar con su experiencia a los gerentes de Argentina S.A.

Lunes 18 de diciembre: Los vasos comunicantes del foquismo pre-revolucionario habían tenido el tiempo suficiente para organizar el caos. La Cámara de Diputados debía aprobar la necesaria nueva ley de cálculo previsional con los subversivos en las calles y la Policía de la Ciudad desarmada.

Tras diecinueve horas de acalorada sesión, Macri entendió que su poder no sólo reside en el primer piso de la Casa Rosada. Que sin los diputados y senadores de Cambiemos le resultará imposible gobernar hasta 2019 y ser reelecto por cuatro años más.

Lo positivo de estos errores no forzados del gobierno macrista deben hacerle comprender que no está solo ni gobierna solo.

Que el gradualismo económico lo llevará a implosionar en su segundo mandato una timba financiera no deseada. Que tanto Domingo Cavallo, en su libro escrito en 2014,  con su pregonera economía bimonetaria como Perú en la que circulan el sol y el dólar como monedas de curso legal y que logró que un país pobre y con pocos recursos estabilice su economía, aún puede lograrlo. Sería ampliar y transparentar la base monetaria sin emisión espuria de billetes argentinos.

Que Federico Sturzenegger, a pesar de su consabida capacidad, sólo no puede frenar las LEBACS al 29% que sólo encontraron la competencia de Luís “Toto” Caputo con sus nuevas LETES a 90 días por el 24% anual.

Tal como marchamos económicamente seguimos el camino del Titanic, violista incluido.

Presidente Macri; a piedrazos los subversivos golpistas le enseñaron a comprender los “tempos” y argucias parlamentarios.

Evitar que debamos soportar “piedrazos económicos” es el propio camino a vencer.

Como decía John M. Keynes…”en el futuro lejano estaremos todos muertos”.

Humberto Bonanata    
www.humbertobonanata.com.ar    
www.sancernigimenez.com.ar       
Twitter: @hbonanata    
Buenos Aires, Diciembre 20 de 2017

Visto 718 veces Modificado por última vez en Miércoles, 20 Diciembre 2017 11:00

Fundado el 4 de agosto de 2003

Top
We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…