Sergio Berensztein

Sergio Berensztein

Hay un final abierto para la novela política argentina 2017. Planes oficiales y opositores.

 

Los ambiciosos programas de modernización del Estado que impulsa Cambiemos amenaza con modificar de forma estructural a un modelo de Estado anacrónico y poco transparente.

 

Las dudas de empresarios españoles se corresponden con nuestra historia de transiciones políticas truncas.

 

El presidente Mauricio Macri intentó posicionarse para retomar la iniciativa política en un año electoral durante el discurso que brindó en el Congreso de la Nación para inaugurar las sesiones ordinarias. El mandatario optó por un mensaje contundente y con una dureza poco habitual a la hora de revisar la situación en la cual recibió el país y de mencionar los logros de la gestión.

 

Se suman elementos a la polémica por el estilo oficial de comunicar. Campaña vs. gestión.

 

El Gobierno pretende generar un cambio de cultura política y democrática. Un objetivo tan ambicioso como complicado.

El gobierno divide opiniones en su camino entre herencias y mafias. La oposición, expectante.

 

Paralelismos de la política argentina con la carrera presidencial de EE.UU. Efecto mundial.

 

El Estado deberá crear mecanismos preventivos para no repetir la historia.

La desintegración K es un desafío para el PJ y también para Macri, con miras a 2017. El rol de los gobernadores.

El caso José López va a impactar y va a producir cambios en por lo menos tres dimensiones de la realidad nacional.

Política exterior, institucionalidad y matriz estatal son cambios por venir. Fortalezas y debilidades.

Un rechazo a la globalización y a la desigualdad, como consecuencia del aumento en el número de refugiados e inmigrantes y por la competencia de flujos financieros y comerciales globales lleva a que los nacionalismos, con ideas y políticas populistas, se presenten como una respuesta justa y protectora, todo en un combo peligroso que incluye un rechazo a las instituciones, la deliberación y el disenso.

 

Los plebiscitos son útiles y genuinos pero no reemplazan la buena política. Teoría y práctica.

 

¿Puede un presidente ser visto, al mismo tiempo, como un frío y calculador tecnócrata ajustador que apenas disimula su verdadero perfil ideológico (una suerte de neoliberal de closet) y como la expresión del neopopulismo de una curiosa derecha light aferrada a los manuales de autoayuda y superación individual para alcanzar la utopía de la felicidad?

 

Lo acordado en la mesa de diálogo revela que los problemas de fondo quedan para otro momento.

 

Hay indicios que hacen dudar si aprovechamos esta oportunidad.

 

Por qué puede ser uno de los vices más influyentes de la historia. Para que se tome nota en la Argentina.

 

El Presidente es indulgente y exigente con él y su equipo. Retiro espiritual, toma de decisiones y errores no forzados.

 

El conflicto por Ganancias revela otras raíces y riesgos para la institucionalidad.

 

Difícilmente el mundo pueda hacer un balance positivo del año que está a punto de extinguirse. Los riesgos globales se multiplicaron en cantidad y se incrementaron en intensidad.

 

El Gobierno se reorienta pero no elige encarar temas de fondo.

 

Expectativa por cómo la sociedad y su voto definirán el futuro oficial y el propio.

 

No sólo es una medida fiscal, es sobre todo la pieza clave de un nuevo sistema político. De la macro a los jubilados.

 

Los números redondos ejercen sobre los seres humanos una fascinación inexplicable. Desde los temores apocalípticos que sobrevienen con cada cambio de milenio hasta el abuelo que hace una fiesta de cumpleaños especial para celebrar sus 80, pasando por las instituciones que tiran la casa por la ventana cuando cumplen sus centenarios o los medios de comunicación que duplican sus flashes en el campo de juego cuando Messi está a punto de llegar a su gol 500.

La foto que exhibe a Axel Kicillof con Victoria Donda, a Graciela Camaño con Héctor Recalde, a Facundo Moyano y a Marco Lavagna, a Oscar Romero y a la socialista Alicia Ciciliani, todos juntos conglomerados como una oposición única y unificada detrás del tema del impuesto a las Ganancias, refleja que al gobierno le llegó la hora de repensar cómo deberá establecer sus alianzas políticas de aquí en más.

 

Fundado el 4 de agosto de 2003

<

Top
We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…