Martes, 15 Mayo 2018 00:00

A Macri le preocupa más el tiempo que el tema del dólar - Por Agustín Bottinelli

Escrito por  Agustín Bottinelli
Valora este artículo
(1 Voto)

El Jefe de Estado tiene a su favor que el justicialismo no está aprovechando estos tiempos difíciles para ordenarse, sigue en crisis y el expulsado José Luis Gioja insiste en convocar una asamblea nacional del PJ por ahora con poco éxito.

 

Más allá de los serios problemas que existen en la economía, a Mauricio Macri hay un tema que debe preocuparlo sobre todos los demás, el tiempo. Toda esta crisis ha detenido por completo sus planes para el lanzamiento de la campaña para las presidenciales 2019 en las que planea su reelección, algo que hasta veinte días se daba por descontado y hoy algunos analistas y buena parte de la oposición ponen en dudas. Los tiempos se agotan y eso puede generar apuros que resulten en acciones equivocadas.

El Jefe de Estado tiene a su favor que el justicialismo no está aprovechando estos tiempos difíciles para ordenarse, sigue en crisis y el expulsado José Luis Gioja insiste en convocar una asamblea nacional del PJ por ahora con poco éxito, pero que perturba los planes del interventor Luis Barrionuevo, que critica a Macri con dureza para despejar dudas sobre un posible acuerdo entre él, la jueza Servini y el Gobierno.

Los pocos atisbos de campaña fueron algunos gestos como el de Elisa Carrió y su apoyo incondicional al jefe de Gabinete, Marcos Peña, en un claro intento de candidatearlo. Después de lo dicho por "Lilita", Peña fue el objetivo de las críticas de muchos opositores que lo bautizaron como "el pibe optimismo".

El tiempo trascurre y muchas de las estrategias pautadas ya no servirán porque el escenario ha cambiado y deben rehacerse muchas cosas. De hecho, en la reunión urgente que tuvo Macri en la Quinta de Olivos con algunos de los empresarios más importantes del país para buscar consenso y tranquilizarlos ante la decisión de acudir al Fondo Monetario Internacional (FMI) y la estampida imparable del dólar, hubo un clima distendido pero sin demasiado entusiasmo.

Entre los presentes estaba Eduardo Elzstain propietario de IRSA quien le habría sugerido al presidente la necesidad de realizar algunos cambios en el Gabinete, argumentando que lo está pidiendo el sector empresarial que viene sugiriendo que la economía tenga una conducción única y que se deshaga el triunvirato que conduce la Jefatura de Gabinete.

El Presidente prefirió no responder al empresario aunque algunos medios políticos aseguraron que dentro del propio Ejecutivo algunas voces aseguran que Macri tiene que pasar de 23 ministros con un poder limitado a ocho con peso específico propio y que sean capaces de negociar con respaldo solvente con el peronismo.

Antes de despedirlos el Presidente les pidió a los hombres que tienen en sus manos la mayor parte de la economía privada que lo apoyen en pedir tranquilidad a la ciudadanía y también ratificó con energía que el rumbo económico no variará.

Tampoco hubo mención a las dudas que existen sobre qué podrá ocurrir mañana con el vencimiento por unos 640.000 millones de pesos de las Letras del Banco Central (Lebac). Los ahorristas tienen dos opciones, salen de las letras para refugiarse en el dólar o las renuevan con la tentadora tasa del 44 por ciento. Esto será un examen para conocer el grado de confianza que el mercado tiene en los manejos de la política económica del Gobierno.

Macri hablará hoy con Donald Trump quien le ratificará su apoyo a su gestión de gobierno. Ya lo hicieron los líderes de China, Japón, España, Brasil, Chile y otros países que le ratificaron su confianza. Pero esto no vale si la calle sigue teniendo dudas y algo de miedo y esto, volviendo al principio, puede agitar las aguas de la no ya tan segura reelección.

EL PROBLEMA DEL PRESUPUESTO

Si el acuerdo con el FMI se lleva a cabo, los técnicos del ministerio de Hacienda deberán rehacer buena parte de lo ya elaborado sobre el Presupuesto 2019. Reconocerán que el déficit de este año alcanzará los 30 mil millones de dólares más otros diez mil por las emisiones propias como las de las letes. El ministro Luis Caputo dijo que en sus viajes a Estados Unidos ya negoció el 80 por ciento de este faltante y ahora se supone que si Christine Lagarde aprueba el acuerdo, el resto se cubra con el primer aporte del FMI a una tasa cercana al 4%.

Ahora habrá que incluir en la Ley de Leyes los ajustes que exija el Fondo y que puede perjudicar a los gobernadores provinciales y sus planes de obras públicas, en las que basan sus éxitos electorales. Cambiarán las reglas del juego y algunos podrán no ser tan amistosos a la hora de apoyar el Ejecutivo en el voto positivo al Presupuesto 2919, otra cosa que complicaría los planes de Macri, que debería comenzar el ejercicio sin presupuesto aprobado y repitiendo el de este año.

El 15 de septiembre, cuando Nicolás Dujovne presente en el Congreso el Presupuesto para el año próximo la oposición hará objeciones a los cambios realizados por "orden" del FMI y no habrá apoyo a Macri por parte de los gobernadores peronistas.

Agustín Bottinelli

Visto 69 veces

Fundado el 4 de agosto de 2003

Top
We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…