Viernes, 23 Julio 2021 12:53

Más gasto social y más cepos: el “plan urna” del Gobierno para tranquilizar la economía y oxigenar el bolsillo de cara a las legislativas - Por Marcelo Bonelli

Escrito por

Fue acordado entre el Presidente y su vice, Cristina Kirchner. La iniciativa tiene el visto bueno de Kicillof. Guzmán se comprometió a llevar adelante la idea. Qué pasará con el dólar blue.

En el Gobierno están preocupados por la fuerte suba del dólar blue y el impacto negativo que la economía podría tener en las elecciones legislativas de este año en el que Alberto Fernández y Cristina Kirchner se juegan una parada difícil. Por eso en la Casa Rosada diseñaron el “plan urna”, una estrategia para ganar el apoyo del electorado a través de más gasto, emisión y controles para evitar un desborde de la moneda extranjera.

El paquete de medidas económicas que prepara la Casa Rosada contiene los siguientes ingredientes: aumentar el gasto, la emisión, otorgar bonos sociales e incrementos para tratar de elevar el salario y el consumo. A estas medidas se suman cepo al dólar y control de precios. Son las viejas medidas de Kicillos en sus tiempos como el hombre a cargo de la economía argentina. Todo fue acordado en un cónclave secreto en la Quinta Presidencial de Olivos semanas atrás. En los pasillos

Allí estuvieron presentes el presidente Alberto Fernández, la vicepresidenta Cristina Kirchner, el diputado nacional Máximo Kirchner y el gobernador de la provincia de Buenos Aires Axel Kicillof. Antes de tratar el tema principal hubo críticas hacia el ministro de Economía Martín Guzmán, en especial por parte de la titular de la Cámara de Senadores y exjefa de Estado.



Cristina Kirchner tiene en la mira a Guzmán por la fuerte suba del dólar blue. El jueves el blue volvió a tener otro récord y cerró a 185 pesos. Hace 10 jornadas que no para de subir. El Presidente exigió una explicación. Tanto al ministro de Economía como al titular del Banco Central Miguel Pesce, que respondió que tiene “caja” para frenar una eventual corrida. Por cierto, la relación entre Guzmán y este último volvió a tensarse.

La Vice no está convencida de que el ministro pueda domar a la moneda extranjera paralela. En la reunión en Olivos, Guzmán lanzó: “Tranquilos, al dólar lo tenemos bajo control”. No convenció demasiado. El funcionario sostiene que no llegar a un acuerdo con el FMI intranquiliza al mercado y genera incertidumbre. Es que hace dos semanas que el billete paralelo no para de subir y los mercados financieros se burlan de sus controles. Kicillof y Máximo Kirchner cuestionan, además, su ajuste fiscal.

En paralelo, en la Casa Rosada, el pasado miércoles, los máximos funcionarios ratificaron el rumbo. La idea es sostener estas medidas hasta noviembre de 2021. Incluso no se descarta una mejora para jubilados y pensionados e impulsar aumentos en el sector privado.

Otras claves del “Plan Urna” 

  • Defender un tope de 170 pesos en el Contado con liquidación.
  • Restringir al mínimo la aprobación de importaciones.
  • Cuidar las reservas. Tenerlas disponibles para utilizarlas en el peor momento: se espera un aluvión desde septiembre. Entre los lobos de Wall Street existen “papers” que precisan lo siguiente: entre septiembre y noviembre la demanda de dólares podría superar los U$S 3.000 millones.
  • Desdramatizar la corrida sobre el dólar paralelo. Ya inició ese insólito relato Mercedes Marcó del Pont: “Es un mercado ilegal con poca incidencia”.

La Vicepresidenta monitoreará las medidas para saber si el ministro Guzmán lleva adelante la medida a rajatabla, tal como se lo pidieron desde el núcleo duro de la Casa Rosada.

Marcelo Bonelli

Top
We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…