Imprimir esta página
Lunes, 09 Mayo 2022 10:15

La "marcha federal" piquetera sumará a sectores del Frente de Todos - Por Nicolás Poggi

Escrito por Nicolás Poggi

La marcha federal de la izquierda será el 10, 11 y 12 de mayo. Espacios enrolados en el FdT van a participar. El plan de la Ciudad para evitar el caos de tránsito. 

Enfrascado en una interna de dimensiones incalculables, el Gobierno desatendió el reclamo de la calle y no pudo evitar que las organizaciones de izquierda nucleadas en Unidad Piquetera activaran una “marcha federal” que llegará el jueves a Plaza de Mayo con reclamos varios, mientras la inflación sigue su propia curva ascendente. La novedad es que sectores gremiales enrolados en el Frente de Todos ya confirmaron su participación en las manifestaciones. 

La protesta, que será una edición “extendida” de los acampes anteriores, expone un problema central para el Frente de Todos: la pérdida del control de la vía pública, una medalla que el peronismo supo colocarse siempre, sobre todo desde la recuperación democrática para acá.

Ahora, el frente Unidad Piquetera amenaza con “copar la calle” y obliga a la administración de Alberto Fernández a mirar lo que tiene que mirar: las bases están agotadas en el conurbano ante el alza del costo de vida (las largas colas de los últimos días por un bono de ANSeS lo demuestran) y el esquema de planes sociales, descontrolado, pero con cerrojo, se presenta como un botín que las organizaciones pujan por abrir.

El acuerdo con el FMI alcanzado por Martín Guzmán exige un freno al déficit fiscal, lo que repercute directamente en la capacidad del Poder Ejecutivo para dar nuevas altas en los planes (entre otros límites que deben ponerse, como los subsidios a las tarifas). Pero los movimientos sociales opositores no están dispuestos a ceder, y en ese dilema está hoy el Gobierno.

“Nuestra expectativa para la marcha es enorme -dijo Eduardo Belliboni, del Polo Obrero, en diálogo con A24.com-; no sólo por lo que se ha generado en estos días, con una enorme movilización nacional de miles y miles de trabajadores desocupados y precarizados que están concurriendo masivamente a los actos previos, sino porque también hay una enorme agitación en el movimiento obrero ocupado”.

El dirigente, que suele oficiar de vocero del sector, anticipó que a la “marcha federal” se sumarán sindicatos, comisiones internas y cuerpos de delegados que no están bajo el paraguas de Unidad Piquetera como ATE Córdoba, UATRE de Jujuy, docentes rosarinos y el gremio de municipales de Jesús María, Córdoba.

Belliboni también listó al Sindicato de Neumáticos, la Unión Ferroviaria de Haedo, asociaciones médicas de Tucumán, la Asociación Gremial de docentes de Capital Federal y Ademys, gremio de maestros del mismo distrito, que ese día hará un paro que coincidirá con la movilización de la izquierda.

La “marcha federal” partirá el martes desde los dos extremos del país: Ushuaia y La Quiaca. Las columnas de Unidad Piquetera -donde confluyen el Polo Obrero, Barrios de Pie/Libres del Sur y demás organizaciones- avanzarán por el territorio nacional durante el día siguiente, para llegar a Plaza de Mayo el jueves 12, donde habrá un acto piquetero.

Las demandas, encuadradas en el "trabajo y salario digno", "contra el hambre y la pobreza" y en rechazo al acuerdo con el FMI, tienen un componente principal: la reapertura de los planes Potenciar Trabajo y la libertad de sus beneficiarios para elegir su unidad ejecutora, ya sin la tutela tanto del Ministerio de Desarrollo Social como de las propias organizaciones.

“La idea es que se reabra el Potenciar Trabajo y que haya más y mejores alimentos. La marcha se viene con una gran movilización”, anticiparon ante A24.com desde Barrios de Pie, que se mueve en tándem con el Polo Obrero.

Las organizaciones también buscan que “se pueda seguir instalando el reclamo por trabajo, el hambre y la pobreza, sobre los que, ante el ajuste impuesto por el FMI, tanto el Gobierno como la derecha miran para un costado”, completan.

- Del pliego de demandas, ¿hay algún punto que creen que el Gobierno podría contemplar?, preguntó este medio.

- El Gobierno está trastabillando y en crisis, hasta en su propia conformación -respondió Belliboni-. Adelantar expectativas es erróneo. Vamos a ver cómo reacciona a nuestro plan de lucha, que incluye asambleas, corte de rutas y acampes si es necesario.

La postura de la Casa Rosada  

“Nada para comentar”, respondieron desde el Gobierno ante la requisitoria de A24.com. ¿Significa que el diálogo con las organizaciones está en un punto muerto? Las agrupaciones dicen que el vínculo está activo desde los acampes en la 9 de Julio. En caso de no ser así, las tres jornadas de la “marcha federal” serán difíciles en un contexto que no podría haber sido menos oportuno.

Desde Unidad Piquetera aseguran además que algunos sectores que integran el Frente de Todos podrían sumarse a la marcha, pero “sin banderas”, según se desprende de las conversaciones previas.

¿Y la Ciudad?

Para ejercer “control de daños”, y acaso para diferenciarse de la inacción de la Casa Rosada, el Gobierno porteño se reunirá este lunes a los piqueteros para coordinar el ingreso de las columnas, a fin de evitar el descontrol que significó semanas atrás el acampe de tres días en la 9 de Julio.

El ministro de Justicia y Seguridad porteño, Marcelo D’Alessandro, será el encargado de recibir a las 14.30 a las organizaciones. El gobierno de la Ciudad busca “ordenar” el avance de las caravanas, que entrarán por las estaciones de Retiro, Once y Constitución hacia Plaza de Mayo. Una búsqueda de diferenciación de Horacio Rodríguez Larreta en medio de un clima caldeado.

Cómo siguen las paritarias

Mientras tanto, el Ministerio de Trabajo sigue promoviendo el cierre de paritarias entre los gremios y las cámaras patronales. A la larga lista de sindicatos que ya pusieron su firma se sumaron en los últimos días los trabajadores de la alimentación, que acordaron un aumento del 59% en cuatro tramos:

  • 18% en mayo
  • 15% en agosto
  • 14% en noviembre
  • 12% en febrero

La Federación Trabajadores de Industrias de la Alimentación (FTIA) fijó además con el sector empleador dos revisiones de sueldo, en septiembre y febrero.

La marcha de la CTA

Por otro carril, otra organización alejada del Gobierno como la CTA-Autónoma convocó a un paro y movilización para el mes de mayo en rechazo de la “injerencia” del FMI. Así lo hizo saber Ricardo Peidró, jefe de la organización, durante un plenario del sábado pasado.

Con fecha a definir, la marcha -que se hará en la Ciudad, pero tendrá réplicas en distintos puntos del país-, será convocada en repudio al “cogobierno” del FMI en el país. Girones de la coyuntura.

Nicolás Poggi

Visto 887 veces
We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…