Imprimir esta página
Miércoles, 14 Julio 2021 02:02

El Consejo de la Magistratura volverá a discutir el traslado de jueces y se encendieron alarmas en tribunales - Por Martín Angulo

Escrito por Martín Angulo

Será mañana en una reunión que tiene como eje la situación de 33 magistrados. Es por el fallo de la Corte Suprema, que en los casos de Bruglia y Bertuzzi dijo que los trasladados son momentáneos y sus lugares deben ocuparse por concurso. Hay preocupación entre magistrados por el estado de incertidumbre en el que podrían quedar. 

El Consejo de la Magistratura de la Nación volverá a discutir mañana el traslado de jueces nacionales y federales.

“El efecto Corte Suprema”, lo llaman en el organismo, después del fallo del máximo tribunal sobre los camaristas Leopoldo Bruglia y Pablo Bertuzzi en el que dijo que los traslados no son permanentes, sino momentáneos hasta que el cargo se cubra como establece la Constitución Nacional. El tema encendió alarmas en tribunales con llamados de jueces para saber sobre su situación y una preocupación generalizada por lo que entienden los deja en un estado de incertidumbre.

La Comisión de Selección del Consejo, presidida por la diputada peronista Graciela Camaño, se reunirá mañana a las 10 horas y entre sus temas hay diez ítems sobre la situación de traslado de 33 jueces. “Es para empezar a discutir el tema y escuchar las opiniones de los consejeros. Mañana no se va a resolver nada puntual”, le dijeron a Infobae fuentes del Consejo que agregaron que inclusive no hay un proyecto o una propuesta concreta para resolver.

“Es un disparate”, coincidieron tres jueces que fueron trasladados sobre la convocatoria de la comisión. Y aparece una pregunta sobre la que hoy nadie tiene respuesta: si los magistrados trasladados deben volver a sus cargos anteriores, ¿qué pasa en los casos donde esos lugares ya están ocupados?

Los jueces trasladados son magistrados que pasaron de un juzgado, tribunal o cámara a otro que esté vacante. Para eso deben ser de la misma jurisdicción y tener igual competencia (penal, laboral, civil). Se trata de jueces que fueron designados legalmente y que en un momento pidieron pasar a otro cargo. El Consejo de la Magistratura debe avalar ese pedido y que lo concrete el Poder Ejecutivo con un decreto de designación en el cargo al que se traslada.

Pero ese status, que se aplica desde hace décadas, se puso en crisis con la llegada de Alberto Fernández al gobierno nacional. En julio del año pasado, Gerónimo Ustarroz, representante del gobierno en el Consejo y allegado a Cristina Kirchner -es hermano de crianza del ministro del Interior, Eduardo “Wado” de Pedro, presentó un proyecto para revisar el traslado de diez jueces.

La objeción fue que habían sido traslados a jurisdicciones o a tribunales con competencias para las que originalmente no habían sido nombrados. Y para eso necesitaban un nuevo acuerdo del Senado.

El planteo generó revuelo político. Entre los casos a revisar estaban los de Bruglia y Bertuzzi, que durante el gobierno de Mauricio Macri fueron trasladados a la Cámara Federal de Comodoro Py -tribunal que revisa las investigaciones de corrupción- en donde dictaron varios fallos en contra de la vicepresidente Cristina Kirchner. También el de Germán Castelli, trasladado al Tribunal Oral Federal 7 donde está la causa de los “cuadernos de la corrupción”, en la que está acusada la ex presidente, y de otros jueces electorales de provincia.

El Consejo, con el voto del oficialismo y el rechazo de la oposición, aprobó revisar los traslados. Pero el tema de judicializó: Bruglia y Bertuzzi presentaron un amparo para defender sus traslados que llegó hasta la Corte Suprema de Justicia de la Nación. El máximo tribunal resolvió en noviembre del año pasado que debían seguir en sus cargos hasta que se cubran por concurso público como establece la Constitución Nacional. Y agregó que todos los jueces trasladados no eran definitivos, sino momentáneos hasta que esos lugares se cubran por concurso.

Así, la Corte fue más allá de los casos de Bruglia y Bertuzzi y generó que se abra la incógnita sobre el resto de los traslados. En el Consejo, el diputado del PRO Pablo Tonelli pidió que se llame a concurso en todos los cargos de jueces trasladados, tal como dijo la Corte. Otros consejeros entendieron que el máximo tribunal no había sido taxativo en todos los casos. El tema se fue diluyendo en el tiempo y no se trató.

Pero esta semana apareció. Y será tratado mañana por la comisión de selección. “La consideración de la situación de los traslados de los magistrados/as”, dice el punto 23 del temario de la comisión y le sigue un listado de 25 jueces. Se trata de traslados que son llamados horizontales: magistrados que pasaron de una sala a otra de la misma cámara o de un tribunal oral a otro. Para muchos son casos que no genera debate jurídico. Para otros, en la letra de la Corte no son trasladados permanentes.

Allí aparecen nombres de impacto para la política. Uno de esos trasladados es de la Ana María Figueroa, jueza de la Cámara Federal de Casación Penal que pasó de una sala a otra del tribunal. Casación es clave para el poder político: revisa las investigaciones y los jueces de corrupción. También el de Andrés Basso, Javier Ríos, Fernando Machado Pelloni, los jueces del Tribunal Oral Federal (TOF) 3.

Ellos fueron designados para el TOF 7 pero como ese tribunal no se habilitaba para comenzar a desempeñarse fueron trasladados al 3 que tenía todos sus cargos vacantes y ya estaba en funciones. Otro caso es del de Ricardo Recondo, trasladado de una sala a otra de la Cámara en lo Civil y Comercial Federal. Lo paradójico es que Recondo integra el Consejo.

Si esos cargos son llamados a concurso surge un problema. Los jueces deben volver a sus cargos anteriores, que en muchos casos ya están ocupados por otros colegas que fueron nombrados por concurso. Ocurre con los jueces del TOF 3. El TOF 7 ya tiene sus magistrados y allí está Castelli, otro trasladado que tiene una causa judicial en trámite para ser confirmado en ese cargo. O hay casos mas extraños: el juez de tribunal oral Javier Anzoátegui debería volver a su cargo anterior que ya no existe porque ese tribunal fue transformado en federal. “Si el juez vuelve a mi lugar, ¿yo donde quedo?”, se pregunta ante este medio un juez que ocupó por concurso el lugar de un trasladado.

Un integrante del Consejo especula con que se podría hacer una consulta a la Corte Suprema sobre esas situaciones. “Pero la corte resuelve casos y no le gustan las consultas”, se responde con ironía. Y ninguna de las fuentes consultadas para esta nota supo responder qué pasará con los jueces que deben volver a lugares ya ocupados.

La Comisión de Selección analizará también otros traslados. Allí aparecen casos que no fueron movimientos horizontales y que fueron parte de los objetados inicialmente por el Consejo: los jueces electorales Zunilda Niremberger (de Chaco), Esteban Hansen (de Jujuy), María Skanata (de Misiones) ; el federal de Lomas de Zamora, Federico Villena; el magistrado de la Cámara Federal de Casación Penal Carlos Mahiques; el integrante del Tribunal Oral Federal 1 de Comodoro Py Ricardo Basílico. Los dos últimos tuvieron acuerdo del Senado -el requisito que pedía el Consejo- pero ahora entraron en el lote de análisis.

Acá también se dan casos de magistrados que deberían volver a sus cargos anteriores, que ya están con jueces. Skanata fue trasladada del juzgado federal de Oberá al de Misiones.

En Oberá ya hay magistrado. La misma situación, pero doble se da para Niremberger. Del juzgado de Sáenz Peña fue trasladada al juzgado 2 de Resistencia y de allí trasladada al juzgado 1 de Resistencia. En el 2 de Resistencia ya hay un juez titular, Ricardo Mianovich, y en el de Sáenz Peña otro designado con acuerdo del Senado pero que todavía no juró, Martín Innocente.

Y hay otro efecto cascada. Si se revisan esos cambios también se debe analizar en qué situación están los concursos que ocupar los cargos que los trasladados dejaron y que ya fueron abiertos. Es porque habría que dejarles reservados, en los casos que se puede, el lugar al que deben devolver. Eso también está entre los temas de mañana de la Comisión de Selección.

Cuando se conoció la noticia de que se volverían a analizar los casos se encendieron las alarmas en tribunales. Los chats de magistrados comenzaron a sonar. “Es imposible volver para atrás; es un disparate”, era la opinión mayoritaria. Sostienen que muchos de esos trasladados tienen más de diez años y que no hay justificativos para revisarlos. “Muchos jueces nos llamaron preocupados, hay intranquilidad”, cuentan en el Consejo, donde señalan que lo de mañana será poner el tema sobre la mesa después del fallo de la Corte, sobre la que hay críticas.

“La Corte lejos de dar una solución nos trajo un problemón”, coincidieron dos consejeros que aseguran que en la reunión de la comisión no se tomará ninguna definición. “Camaño puso el tema porque ella ya había adelantado que no se iba a quedar solo con los casos de Bruglia y Bertuzzi”, explican cerca de la diputada y consejera. Esta semana es la última antes del inicio el próximo lunes de la feria judicial. La actividad a los tribunales volverá a principio de agosto, donde se verá cómo continúa el tema.

Pero todos se pusieron en guardia y tanto jueces como en el Consejo aseguran que si se avanza con el tema un camino inevitable será la judicialización de cualquier decisión que se tome.

We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…