Ignacio Zuleta

El gobierno dedicó el fin de semana a filtrar - a través de sus voceros formales e informales – llamados a la oposición para un acuerdo que normalice los debates en Diputados.

La reforma judicial agudizó la interna en el oficialismo. Juntos por el Cambio se junta para la batalla en Diputados.

 

Si hay una comarca en la que se respeta la distancia social es en el gobierno. No se puede quejar de indisciplina. Quizás debería controlarla, porque comienza a ser víctima de esa consigna que ha contagiado su agenda, que divide cada día a los socios de la coalición, y a ésta de la oposición con la que debería concertar soluciones, inviables sin colaboración bipartidaria.

 

La oposición se abroquela en Diputados y frena el avance de Cristina. Los cambios en una secretaría clave.

 

¿Qué le pasó a Cristina? Presume ella, y todavía más sus acólitos, de atributos personales faraónicos - grandilocuencia de proyectos, firmeza en los modos - pero resulta víctima del debate que la señala como responsable de un proyecto de reforma judicial, que muestra sus máximas debilidades.

 

La iniciativa de Cristina tiene un futuro complicado en Diputados. Tarifas energéticas bajo la lupa.

Con Diputados sin sesionar, pierde su jefe. La líder de la Coalición Cívica marca la cancha desde las redes. Y la ex presidenta elude el debate.

"Tiramos la llave al agua". La metáfora expresa la táctica de la oposición para marcar la agenda de los temas que discutirá con el oficialismo dentro del formato de sesiones remotas.

El acuerdo para sesionar vence el viernes. Cambiemos cree que el oficialismo quiere guerra y no hacer política con ellos.

El acuerdo para sesionar vence el viernes. Cambiemos cree que el oficialismo quiere guerra y no hacer política con ellos.

 

El ex presidente está aprendiendo el duro oficio de ser un ex presidente. Subieron por 10 las transferencias discrecionales de Nación a la Provincia.

 

La arbitrariedad es la forma más vulgar de la simulación de poder. Para algunos es además una falla ética, pero en lo táctico le permite al débil recubrirse de una fuerza que no tiene y ganar un respeto imposible de alcanzar de otra forma.

 

Alberto Fernández no quiere quedar pegado a Cristóbal López. Enojo en Olivos por las críticas de Alicia Castro. Y un sector del Gobierno, pendiente de la elección en EE.UU..

 

El trío gobernante ajustó clavijas en una semana de operaciones clandestinas para apagar el fuego en la sala de máquinas. El resultado es incierto, porque Cristina de Kirchner se vio obligada a ceder ante las condiciones que le puso la oposición de Juntos por el Cambio & asociados para normalizar la actividad del Senado.

 

Impulsan una ley K que endurece sanciones a la difusión de material íntimo. Oficialismo y oposición, juntos pese a la interna. ¿Y habrá gesto presidencial para Mendoza?

 

El gobierno, y el presidente, se han convertido en grandes animadores de las rutinas de la radio y la TV. En el viejo encuadramiento laboral de los trabajadores de esos electrodomésticos - lo son la radio y la TV que se escuchan en aparatos que se venden en negocios de la línea blanca, ahora 12 -, deberían quedar afiliados al sindicato de Artistas de Variedades y cobrar "por artístico".

 

La reunión online con la oposición terminó de cerrarse el fin de semana. La interna opositora y la jugada arriesgada que evita Alberto Fernández.

 

Dilema. La conducta de Sergio Massa produce más complicaciones que el coronavirus. Una maniobra para beneficiar a Cristóbal López rompe viejos códigos de la política. Enfrentamientos en el poder trifonte y principio de acuerdo en el Pro.

 

La pandemia, un desafío irresuelto para oficialistas y opositores. Sigue la guerra de los espías y se demoran los cambios en la AGN.

 

El efecto de la peste perfora la política y posterga más la recuperación de la iniciativa del gobierno, enredado en peleas internas y alejado de una oposición que le disputa poder en el Congreso, y les pone un cepo a sus iniciativas más audaces.

 

El ex senador asumió en la AGN y gana espacio en su rol de opositor.

 

La infectología - diría Karl Von Clausewitz- es en la Argentina la continuación de la política por otros medios.

 

Cómo impactan las cacerolas contra la expropiación de la cerealera en el oficialismo y la oposición. El regreso de Vidal y reconciliaciones con Monzó.

 

Aritmética. El Gobierno tiene una cómoda mayoría en el Senado, pero mantiene sus zozobras en Diputados. Conflictos que puede generar la virtualidad llena de trucos. El caso Vicentin también sirve para disputas de poder en la coalición de gobierno.

 

La expropiación de la empresa domina la discusión política. Reapareció la líder de la CC y la oposición prefirió eludir Olivos.

 

Seguramente el país no necesita abrir un frente de guerra más. Pero el que necesita la guerra de Vicentin es el peronismo. Menuda manera de festejar los seis primeros meses del gobierno de Alberto.

 

El Gobierno presiona a la UCR en una de las provincias que maneja. La discusión por el procurador y otra vez la movilidad previsional en la mira.

 

Lejos de derrumbarse por la crisis - como tantas actividades públicas - la maquinaria política funciona y hace funcionar al país. El gobierno se muestra comprometido con un abanico de recetas para enfrentar la peste y también para cerrar el capítulo de la deuda impaga.

 

El Presidente y el jefe porteño definen cómo sigue el aislamiento. Nuevas sombras sobre la economía y reuniones virtuales secretas.

 

Un presidente tiene dos años de aprendizaje en el cargo. Algunos logran graduarse de presidentes, otros reprueban y un tercer tipo, trastabillan hasta encontrar el rumbo.

 

Larreta le busca el lado constructivo a una relación poco edificante. El cristinismo le marca el poder al jefe de Gobierno porteño. ¿Leyes por default?

 

Mesa de arena. El oficialismo está tanteando a la oposición para negociar cuestiones para las que requiere votos. Una de ellas, es la suspensión de las PASO de agosto del año próximo. La cuestión le conviene al oficialismo, pero también a la oposición. En público, aducen que, sin vacunas, no conviene arriesgarse.

 

La reestructuración tuvo fuerte debate legislativo. Qué dejó la reunión de la dupla en Olivos. Y cómo el Presidente construye su imagen.

 

Divorcio en cuarentena. En medio de la pandemia, el gobierno reflota un proyecto para erradicar las villas. Puede haber una sana intención política, pero también indica el fin de la Luna de Miel con la oposición. Rodríguez Larreta quedó en la mira.

 

El Gobierno quiere al ex presidente hablando en público. Señales del Presidente a Gerardo Morales.

 

Pandemias varias. El gobierno busca encerrar a la oposición en la jaula de la virtualidad, una manera elegante de ponerse a tono con el Covid y de evitar el funcionamiento normal del Congreso. Charlas entre porteños y los motivos de las razones de Cristina.

 

Cómo se negoció el apoyo opositor a la reestructuración de la deuda. La caja no garantiza carrera política. Y qué dejarán las sesiones virtuales.

 

Oficialismo y oposición se juegan a que, finalmente, no saldrá el tributo a las grandes fortunas. En el peronismo, y en voz baja, aseguran que “Alberto no quiere”. Mientras tanto, Cristina busca más poder para resolver intríngulis judiciales.

 

El Presidente con las organizaciones sociales. Roces en la oposición por el impuesto a los ricos. El palenque de Massa.

 

Sin barbijos. En el oficialismo, la pandemia se utiliza para ir ocupando espacios y resolver debates, e internas, no cerrados. Los motivos de Cristina contra la Corte. El objetivo último de la batalla por el impuesto a los ricos.

 

La reestructuración de la deuda se metió en la agenda, en plena crisis por el coronavirus.

 

El presidente les anticipó a algunos mandatarios que la propuesta sería rechazada en el primer round.

 

El Presidente, tentado a captar referentes de la oposición. La charla virtual de Macri con su equipo. Y una riesgosa receta para la economía.

 

Los gobernadores recibieron poca plata de la Nación y “cuasi moneda” dejó de ser una mala palabra. La diferencia generacional marca una manera de hacer política y de gestionar la administración. La cuarentena agrava las desigualdades entre el oficialismo y la oposición.

 

Se suspendió un encuentro virtual con el líder del PRO. Sigue el debate por las colas de jubilados. El peronismo y la UCR porteña, con comicios postergados.

 

La otra crisis. El coronavirus hace crujir la cohabitación política de oficialismo y oposición. En el gobierno, crecen los celos entre funcionarios e internas que se financian en medios oficiales. Los trabajos de Solá y las palabras de Carrió.

 

La oposición reclama que sesione el Congreso. Y hay más tensión de la que se ve en la superficie.

 

Escenario para pocos. La pandemia exhibe un oficialismo hiperactivo, sobre todo en la figura de Alberto Fernández, y una oposición condenada a la cuarentena política. Mientras Massa y Máximo toman mate juntos, los radicales hacen sus reuniones por video conferencia. Espectacular baja en los delitos y muertos por accidentes de tránsito, que beneficia aún más al gobierno. La polémica por los médicos cubanos se mantiene en vos baja, pero hay antecedentes preocupantes.

 

El ministro y el Presidente coordinan las próximas medidas. El impacto ambiental de las cuarentenas mundiales. Y la vuelta de la vice de Cuba.

 

Oportunidad. La crisis del coronavirus le abrió una puerta impensada a Alberto Fernández. La economía pasa a un segundo plano y le permite seguir afinando su relación con la oposición. Además, es una manera de perfilar su gobierno y definir su papel en el peronismo.

 

Página 5 de 6

Top
We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…