Miércoles, 06 Octubre 2021 06:57

Las 3 planillas de Excel que derriban el plan 'Más platita' del Gobierno - Por Martín Dinatale

Escrito por

Un informe muestra que el oficialismo inyectó más fondos en las 18 provincias que perdió en las PASO pero no pudo revertir un resultado adverso y tampoco redujo los niveles de pobreza en aumento

 

La realidad supera a la ficción en la Argentina. El resultado electoral de las PASO, sigue dando sorpresas: en la mayoría de las 18 provincias en que perdió el gobierno en las elecciones internas el nivel de pobreza aumentó este año y paradójicamente fueron los distritos donde más fondos giró Alberto Fernández para contener las cuentas públicas de los gobernadores y frenar la debacle económica.

 

En este contexto de mayores fondos girados por la Nación a las provincias para frenar la crisis económica, la ecuación del plan "más platita en el bolsillo" durante la campaña, como lo desnudó el candidato del Frente de Todos, Daniel Gollán, no parecería que vaya a tener un efecto inmediato o seguro en las urnas en noviembre.



Las curvas de la economía y de la política no parecen jugar en favor del gobierno más allá de que en la Casa Rosada se hayan esmerado en tratar de evitar el fracaso electoral y al mismo tiempo impedir un fracaso social como es el incremento de pobres en gran parte del país.

Las sorpresas en las urnas y las paradojas que se dan en el manejo de fondos del gobierno están a la vista. Así lo revela un detallado cruce de datos oficiales que realizó El Cronista en función de las 18 provincias donde perdió en las PASO el Frente de Todos, los últimos datos de pobreza que arrojó el INDEC sobre el primer trimestre de 2021 en comparación con el 2020 y el giro de partidas en concepto de coparticipación, transferencias directas y Aportes del Tesoro Nacional (ATN) que se hicieron en los últimos nueve meses de este año.

Los datos oficiales de transferencias de fondos actualizados se sustentaron en base a los números del Gobierno recopilados en gráficos Excel de un informe que hizo la consultora Aerarium. Tres de esos gráficos cruzados con datos de pobreza y votos dan por tierra los planes del oficialismo de "más platita en el bolsillo" en la proyección hacia noviembre.



Allí se pudo ver que el esquema original del gobierno no funcionó a la perfección. Es decir: mayor giro de fondos de ATN, coparticipación, planes sociales, obra pública o educación no garantizó para nada un incremento en los votos en las PASO. Y nadie sabe si el plan Gollán funcionará de acuerdo a este antecedente inmediato.

AUMENTO DE POBREZA

Hay datos muy llamativos en el cruce de datos del informe de Aerarium con el último informe de pobreza del INDEC y los resultados de las PASO. En la mayoría de las 18 provincias donde perdió el gobierno la pobreza aumentó sustancialmente a pesar del incremento de fondos nacionales.

Por ejemplo, en Jujuy donde Juntos por el cambio ganó con el 46% frente al 28% del FdT la pobreza pasó del 37,7% el año pasado al 42,5% este año. Aunque hubo un aumento de la coparticipación en lo que va del año del 64,2% y de 2,2 en ATN pero no se incrementaron las partidas de 2020 hasta hoy en relación a obra pública, Anses, Desarrollo Social, fondos para la salud o educación.

En Santa Fe, donde el FdT perdió por 10 puntos en las PASO, la pobreza pasó del 38,3% al 50,5% este año, aunque hubo un 68% de aumento de coparticipación, un 38% de transferencias directas y un 7% de fondos del Ministerio del Interior en ATN.

En Neuquén el FdT perdió los comicios y hubo un aumento leve de la pobreza del 40,4% al 41%. Sin embargo, el gobierno aumentó un 108% en fondos directos para educación, salud y obra pública, un 64,9% en coparticipación y un 1,6% en ATN. Algo similar ocurrió en San Luis donde el gobierno perdió con el 37% de los votos, la pobreza se incrementó del 40.6% al 44.3% pero se giró desde la Casa Rosada un 152% más de transferencias directas, un 64,6% más en coparticipación y un 1,3% de aumento en ATN.

Córdoba, donde el gobierno apostó en vano muy fuerte por ganar las PASO y la pobreza creció del 40,8% al 46,6% a pesar de haber girado un 96% más de transferencias directas, un 63% más de fondos de coparticipación y 7,3% de Aportes del Tesoro. En Salta, el FdT perdió por menos de dos puntos con una pobreza en aumento del 41,7% el año pasado al 42,3% este año aunque se giraron un 63% más de fondos de coparticipación, hubo un 49% de aumento de transferencias directas y los ATN crecieron un 4,9%.

"Está claro que no hubo un reflejo directo del ingreso de fondos que recibieron las provincias de la Nación con una mejora en la calidad de vida de las personas. Esto indica que el dinero no se usó correctamente o se derivó para otros gastos", explicó a El Cronista el director de la consultora Aerarium, Paulino Caballero.

POBREZA EN BAJA

Hay apenas tres casos concretos donde perdió el FdT y la pobreza había disminuido. Por ejemplo, en Chaco, donde Juntos por el cambio ganó con el 44% de los votos frente al 35% del FdT el año pasado había una pobreza del 53,6% que este año bajó al 51,9% aunque se detectó un monumental giro de fondos nacionales que no le alcanzó al gobierno para ganar. Allí hubo un aumento del 181% de transferencias directas, un 63% de coparticipación más que en 2020 y un 5,3% de aumento de ATN.

En la Ciudad de Buenos Aires la pobreza cayó del 37 al 13,9% pero el Frente de Todos no pudo ganar, aunque el gobierno nacional retaceó fondos: no aumentó los ATN y envió un 32% menos de coparticipación federal de impuestos. En Tierra del Fuego el FdT perdió por cuatro puntos donde la pobreza bajó del 39,3% al 36%. Pero hubo un 20% menos de transferencias directas y sólo un aumento del 1,6% en ATN.

En Mendoza la pobreza también disminuyó del 44% al 43,7% pero esto no le alcanzó al gobierno para ganar en las PASO a pesar de haber incrementado en un 63,9% la coparticipación y un 21% las transferencias directas. Lo mismo ocurrió en Río Negro que bajó la pobreza del 35% al 34,8% aunque el FdT no logró ganar pese a que se giraron de la Nación un 64,5% más de masa coparticipable y un 2,4%de ATN.





En estos casos indica que el aumento de fondos de la Nación a estas provincias parece haber hecho efecto en una reducción de la pobreza, aunque eso no alcanzó en las urnas para evitar el voto bronca de la gente contra la gestión de Alberto Fernández.

EL CASO BONAERENSE

El informe de Aerarium sostiene que los intendentes bonaerenses se llevan el 53% de los fondos. Al mes de agosto de 2021 la asistencia directa del Gobierno Nacional a los municipios de la provincia fue de $31.973 millones, siendo el 91% de estos fondos destinados a gastos de capital.

Los municipios de la PBA recibieron el 53% (+$16.800 millones) del total de transferencias de capital. Mucho más atrás se encuentran las comunas de Córdoba (+$2.628 millones), Entre Ríos (+$1.737 millones), y Mendoza (+$1.123 millones) con el 8%, 5% y 4%, respectivamente.

Sin embargo, esto no parece haber sido suficiente para el gobierno en las PASO. Los números finales de las internas muestran que en la provincia de Buenos Aires la alianza Juntos obtuvo 356.533 votos más que el Frente de Todos. Y en la primera sección electoral donde se concentra un gran caudal de votos bonaerenses Juntos sacó el 37% de los votos frente al 33% del FdT con una pobreza promedio del 50%.

No obstante, el gobernador Axel Kicillof fue uno de los más favorecidos por el gobierno nacional a la hora del reparto de fondos. Recibió un 61,9% más de fondos de coparticipación federal y un 22,4% de incremento en aportes del tesoro nacional.

A la luz de los resultados electorales queda en claro que en política nada es lineal. Los niveles de fondos del gobierno nacional podrán incrementarse, pero si no son bien administrados o se corresponden con una gestión de sentido común el electorado puede dar la espalda, más aún si los niveles de pobreza son elevados.

Martín Dinatale

Top
We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…