Miércoles, 29 Diciembre 2021 13:37

Ni el coronavirus se salva de la inflación: el aumento de costos presiona al sistema de salud - Por Carlos Pagni – (Video)

Escrito por

El atraso tarifario en las empresas de medicina prepaga por la regulación de sus precios choca con el problema del próximo aumento de sueldos. 

La vida de los argentinos está afectada por dos fenómenos: la pandemia, interminable, mutante, extenuante; y por otro lado, la inflación, podríamos decir también extenuante y en apariencia interminable.

 

La inflación le llegó al Covid ¿Por qué? Porque el aumento de los precios está afectando los costos de todo el sistema de salud. Un sistema de salud que se financia, sobre todo, con obras sociales sindicales y con empresas de medicina prepaga.

Las empresas de medicina prepaga tienen los precios regulados por el Gobierno, no les dejan aumentar el precio y hay un atraso tarifario, típico de las gestiones kirchneristas. Atraso en los precios de la luz, el gas, también en el financiamiento de la salud.

Estas empresas que financian a los hospitales, a los laboratorios, a las clínicas, dicen: “No podemos pagar las prestaciones porque no nos permiten aumentar los precios. Tenemos un aumento en febrero del 9% que no lo vamos a poder trasladar enteramente a las clínicas”.

Las clínicas están atormentadas por lo siguiente: primero por los aumentos los costos, porque el Covid hace que gasten más, en barbijos, en equipamiento, en disposición arquitectónica, espacios que hay que acondicionar para las internaciones.

Segundo, los precios de los medicamentos no están regulados. Ha habido medicamentos que se usan en terapia intensiva con aumentos de 1400%.

Además, un fenómeno que se preveía que iba a pasar: más gente concurriendo a las clínicas, a los médicos, a los laboratorios, para prácticas, para curaciones, para operaciones que no se hicieron durante la época brava de la pandemia, donde nadie quería ir a un centro de salud y todos preferíamos estar en casa.

Más costos, precios regulados ¿Qué iba a pasar? Lo que está pasando. Llega la paritaria de salud y nadie sabe como van a pagar los sueldos.

Quiere decir que por un problema de mala política económica -porque el atraso en los ingresos del sistema de salud lleva más o menos 25/30% de años de falta de actualización- puede suceder que se crucen dramáticamente dos circunstancias: la presión sobre el sistema de salud por la pandemia y la inflación sobre los precios.

El Gobierno va a llegar a resolver este problema como siempre. Tarde y probablemente mal.

Carlos Pagni

Top
We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…