Miércoles, 15 Abril 2020 21:00

Quita agresiva y valores razonables: cómo es la oferta que Guzmán les presentará a los bonistas - Por Guillermo Laborda

Escrito por

El ministro de Economía, Martín Guzmán, tendrá hoy su momento estelar: presentará la oferta a los bonistas con títulos de deuda emitidos bajo legislación extranjera.

 

Previamente, Alberto Fernández se reunirá con gobernadores para detallarles la propuesta y recibir inquietudes dado que son varias las provincias que también deben en paralelo salir a reestructurar su deuda.

Guzmán, surgido del semillero del economista Joseph Stiglitz, demoró la presentación de la propuesta varias semanas y la intervención del propio Alberto Fernández hizo apurar el proceso y acercar posiciones con los acreedores más importantes del país.

"La oferta tiene un valor cercano a los 50 dólares", dijo un financista argentino cercano a la transacción a A24.com. "Puede variar en dos dólares más o menos", pero las conversaciones con los fondos norteamericanos se movían hasta anoche en ese rango. "De haber postergaciones en anuncios se deberían a falta de acuerdo en detalles de la oferta", advirtió la fuente.

Con los precios de los bonos por debajo del 30%, la oferta argentina se encuadra en valores razonables, y que dejan un margen de recomposición de los valores no menor, lo que hace atractiva a la misma. También, del otro lado, el gobierno argentino puede ostentar que aplicó una quita mayor al 50% a acreedores, como marketing político, algo que para dentro de la coalición gobernante es música, la más maravillosa, para sus oídos.

El esquema de la reestructuración giró en torno de dos o tres años sin el pago de intereses, y luego una suba escalonada de la tasa de interés, cuatro o cinco años de extensión de vencimientos y sin quita de capital, sólo en el valor presente. La oferta en sí estuvo bastante reservada y los propios fondos de inversión se mostraron reacios a dialogar con la prensa y otros actores del mercado financiero, lo que en definitiva reflejó que las negociaciones estaban en buen estado.

Para Guzmán, un 50% de quita también es importante frente a lo sucedido con la oferta de Roberto Lavagna y Guillermo Nielsen en 2005. Si bien la quita en esa ocasión rondó el 65%, el otorgamiento del cupón del PBI y sus posteriores pagos por más de u$s 10.000 millones, hizo disminuir notoriamente ese porcentaje de quita. Por ello, también, el actual ministro podría ostentar y mostrar su "agresividad" en la quita aplicada, siempre considerando el marketing político de la misma.

Ahora bien, si a último momento la oferta es más agresiva, bajarán las chances de que sea aceptada. El próximo 22 vencen u$s 500 millones en papeles con legislación extranjera y el gobierno bien podría pagarlos para dar señal de acercamiento o bien podría usar los 30 días de plazo antes de que sea declarado formalmente en default.

En tiempos de crisis por la pandemia, una cesación de pagos argentina generaría una mayor presión sobre el tipo de cambio. Alberto Fernández está al tanto de efectos negativos, pero también de los efectos positivos si la oferta es exitosa. "Es importante porque tras la crisis, volveríamos a tener financiamiento y aceleraría la salida de la recesión", señaló la semana pasada a medios radiales. Comienza hoy una etapa clave para el futuro económico del gobierno y del país.

Guillermo Laborda
Twitter: @GuillermoLabord

Top
We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…