Domingo, 24 Octubre 2021 02:05

Comienza el juicio contra Salvini por el bloqueo del Open Arms, con Richard Gere y Ada Colau como testigos - Por Ángel Gómez Fuentes

Escrito por Ángel Gómez Fuentes

El líder de La Liga está acusado de secuestro de personas y denegación de documentos oficiales al no permitir el desembarco en Lampedusa a 147 inmigrantes en 2019. 

Con una cierta puesta en escena, se ha iniciado el proceso contra el líder de la Liga, Matteo Salvini, acusado de secuestro de personas y denegación de documentos oficiales, al no permitir el desembarco, en la isla de Lampedusa, a 147 inmigrantes del buque español Open Arms, entre el 14 y el 20 de agosto 2019, cuando era ministro del Interior.

La primera audiencia se ha celebrado en el aula búnker, completamente blindada, de la prisión de Pagliarelli de Palermo (Sicilia). Salvini, que llegó acompañado de su abogada, la exministra Giulia Bongiorno, declaró su respeto a la ley: «Hemos respetado los convenios internacionales, independientemente de la política, las personas rescatadas en el mar deben ser salvadas». Por su parte, Oscar Camps, fundador de Open Arms y que contaría entre sus testigos con la alcaldesa Ada Colau, mostró su satisfacción por el inicio del juicio: «Estamos aquí para obtener justicia. Garantizar un puerto seguro no es una elección política, sino de humanidad».

La primera audiencia se ha dedicado a admitir los documentos y pruebas, así como todos los testigos propuestos por la acusación, la defensa y las partes civiles. Muy larga es la lista de testigos, comenzando por la ministra del Interior, Luciana Lamorgese, diversos exministros y el anterior jefe de gobierno, Giuseppe Conte.

En el elenco de testigos, el actor estadounidense Richard Gere es el nombre más llamativo y sorprendente, a propuesta de la parte de civil de Open Arms, para que cuente su experiencia a bordo de la nave. Gere se encontraba de vacaciones en Toscana y viajó hasta Lampedusa, subiendo al Open Armas cuando estaba bloqueado frente a la isla, en misión humanitaria para pedir que se permitiera el desembarco de los inmigrantes.

La fiscalía se oponía a la presencia de Richard Gere como testigo para evitar que el juicio se convierta en un espectáculo: «Más allá de los aspectos solidarios y de espectáculo, sinceramente no nos parece que el testimonio de Richard Gere pueda dar una contribución decisiva a este proceso», manifestó el fiscal Francesco Lo Voi. Perplejo se mostró también Matteo Salvini, quien comentó: «Pero, ¿os parece normal un juicio en el que vendrá Richard Gere de Hollywood? Normalmente, el sábado por la mañana yo estoy con mis hijos».

De ser hallado culpable, Salvini podría ser condenado a una pena de hasta 15 años de prisión. Pero el líder de la Liga confía en la absolución, como ocurrió en un caso parecido. En mayo pasado, el Tribunal de Catania (Sicilia) sentenció que no había indicios de delito cuando Matteo Salvini impidió el desembarco de 131 inmigrantes de la nave de la Marina militar Gregoretti a finales de julio de 2019.

El juicio iniciado este sábado se pospuso al 17 de diciembre para el interrogatorio de los tres primeros testigos de la Fiscalía.

Top
We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…