Martes, 04 Enero 2022 08:16

Ya se juega el 2023 - Por Sergio Crivelli

Escrito por

Los políticos decidieron desentenderse de la desagradable realidad del ajuste que deben enfrentar en 2022 y pasaron directamente a los más entretenidos avatares de la carrera por el poder de 2023. Incapaces de poner fin a la crisis, prefieren dedicar su tiempo a las candidaturas. 

Esta decisión es lo que la agrava las dificultades presentes a la vista de una sociedad que para 2022 tiene expectativas negativas superiores al 60%, un récord histórico. 

El sector que primero se movió para ubicarse en la grilla de partida fue el kirchnerismo. Eduardo de Pedro, que con su amenaza de renuncia obligó a Alberto Fernández a voltear medio gabinete, rompió la reserva que suele envolverlo. Dio una entrevista durante la que posó junto a la ventana de su despacho en la típica pose de aquí hay un candidato que ve lejos, tomen nota.

Después de la derrota se había dejado fotografiar en público con representantes del "establishment" económico, los que empezaron a verlo alto, rubio y poco kirchnerista. Una actitud muy distinta a la de bailar y cantar al son de los bombos contra el FMI.

La movida de de Pedro representa un giro en los planes de Cristina Kirchner de quien es amanuense en jefe. Las candidaturas promocionadas durante los últimos dos años de Máximo Kirchner y Axel Kicillof sucumbieron a su propio absurdo. No hay candidato con 65% de imagen negativa y chances de ganar unas presidenciales. Hace falta además un nuevo Alberto, pero menos chambón.

Ante la imposibilidad de bendecir a su hijo o al despistado gobernador bonaerense, con Alberto Fernández en un pozo de impopularidad, la vice abrió el placard y comprobó que no había mucho para elegir. Por eso lo hizo salir a de Pedro que dice con soltura que su relación con el presidente es "normal", no de subordinación como cabría esperar.

A esto respondió Alberto Fernández con unas declaraciones de Victoria Tolosa Paz que ratifican que muchos políticos nativos viven en las Maldivas; que lo que circula por aquí son sus hologramas. La diputada aseguró que la reelección del Presidente "se va a dar naturalmente, si seguimos por este sendero". Parece escuchar los inicios de un clamor popular al que el resto es sordo y ver una situación floreciente donde el resto ve una miseria deplorable. Eso sí, habla con un aplomo extraordinario.

Los peronistas han copiado la costumbre de los radicales de dedicar sus mayores esfuerzos a las internas aunque el mundo se derrumbe. Y los radicales no la han abandonado. Por eso están muy activos ante la danza de las candidaturas en Juntos por el Cambio. Y en ese terreno se alarman de que como dijo el gobernador de Corrientes, Gustavo Valdez, "Macri tiene chances de ser presidente en 2023".

Por eso no irán a la convocatoria de gobernadores hecha por Alberto Fernández ni los tres radicales, ni Juan Scharetti, ni Horacio Rodríguez Larreta. Pero llegan tarde. Macri largó hace tiempo y como opositor ya les sacó varios cuerpos.

Sergio Crivelli
Twitter: @CrivelliSergio

Top
We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…